euskalkultura.com

diáspora y cultura vasca

Noticias rss

El obispo de Holguín, Cuba, Emilio Aranguren Echeverria, visita en Legazpi el caserío en que nació su padre

18/05/2017

Emotiva visita del obispo cubano a Erraizabal, caserío legazpiarra en que nació su padre (foto DV)
Emotiva visita del obispo cubano a Erraizabal, caserío legazpiarra en que nació su padre (foto DV)

Su padre, primer alcalde republicano de Legazpi en 1931, se vio obligado a escapar, en una huida en la que llegó hasta Cuba. Allí conoció a la mutiloarra Emilia Echeverría, con quien tendría cinco hijos. El menor de ellos es el ahora obispo, quien tras visitar al papa Francisco en el Vaticano, ha hecho esta semana escala en Legazpi, donde ha tenido un bonito encuentro con familiares de las sagas Aranguren y Echeverría. Reportaje de Cristina Limia en El Diario Vasco.

PUBLICIDAD

Cristina Limia / Legazpi, Gipuzkoa. Legazpi recibió el pasado fin de semana la visita del obispo de Holguín (Cuba), Emilio Aranguren Echeverría, hijo del que fuera el primer alcalde republicano de nuestra localidad. Corría el año 1931 cuando su padre, el nacionalista Daniel Aranguren Mendizabal, tomó posesión del cargo como regidor del municipio. El 14 de abril había sido proclamada la Segunda República y el 17 de abril, el joven Aranguren, nacido en el caserío Erraizabal en 1905, era nombrado alcalde. Ejerció como tal durante escasos 21 meses, hasta que se vio obligado a dejar el puesto y exiliarse, primero a Francia y después a Cuba, donde falleció en 1981, dejando tras de sí una bonita estirpe de cinco hijos (tres mujeres actualmente residentes en Miami y dos varones afincados en Cuba) como fruto de su matrimonio con Emilia Echeverría, natural de Mutiloa.

Emilio Aranguren es el hijo menor de dicha estirpe. El prelado, que acaba de cumplir 25 años de ordenanza episcopal, ha recalado en Legazpi en su regreso del viaje que acaba de realizar al Vaticano para reunirse con el papa Francisco. «Se trata de la visita Ad Limina, que cada obispo debe realizar al menos cada 5 años», explica el propio Aranguren, quien efectuó la anterior a Benedicto XVI en 2008. Sin embargo, esta no ha sido la primera reunión que ha tenido con el papa actual, al que ya recibió el 21 de septiembre de 2015, día en el que Francisco ofició misa en la plaza de Holguín.

El obispo cubano ha disfrutado de una estancia de cuatro días, de viernes a lunes, entre Legazpi y Donostia, donde mantiene estrechos vínculos familiares, principalmente, con primos e hijos de primos de las sagas Aranguren y Echeverría. El sábado tuvo la oportunidad de visitar Erraizabal, caserío en el que nació su padre y donde fue recibido por su primo, Juan Joxe Aranguren, su mujer Arantza Segurola y su hija Paula. El domingo, distintas generaciones de las familias Aranguren y Echeverría disfrutaron de su compañía durante una comida celebrada en el restaurante Laubide.

Emilio Aranguren fue ordenado obispo en la capital cubana de Santa Clara el 23 de junio de 1991. Tras haber sido obispo de Cienfuegos, fue trasladado a Holguín, ciudad donde ejerce como tal desde 2005. A lo largo de estos años, ha prestado su servicio como secretario general de la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba (1991-2006), ha sido presidente del departamento de la Comunión Eclesial y Diálogo en el Consejo Episcopal Latinoamericano, más tarde fue miembro de su presidencia como responsable del Comité Económico y finalmente, participante en la V Asamblea General del Episcopado de América Latina y El Caribe. Hoy en día, preside la Comisión Nacional de Laicos y de Justicia y Paz en la Conferencia Episcopal de su país.

Momento histórico en Cuba

El obispo de Holguín, que como el mismo indica «tiene ocho apellidos vascos al igual que en la popular película», destaca varios acontecimientos recientes en relación al momento histórico que vive el pueblo cubano: Caben citar las nuevas relaciones diplomáticas entre Cuba y Estados Unidos, el fallecimiento de Fidel Castro, líder del país durante casi 50 años, el inicio del periodo de gobierno de un nuevo presidente en EEUU, la renovación de la posición común de la Unión Europea hacia Cuba, la situación de dificultad e incertidumbre que atraviesa Venezuela y el anuncio una renovación de gobierno en la propia Cuba a partir de febrero del año venidero, unido a diversos pasos en el campo de la economía... el pueblo cubano está expectante a la ejecución de signos que expresen cambios a favor del lógico bienestar de sus ciudadanos, algo que considero, no debe dilatarse para evitar el desánimo de cuantos están empeñados en esta tarea y tanto esperan», expresa.

(publicado el 17-05-2017 en El Diario Vasco)



« anterior
siguiente »

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Las más leídas

Últimos comentarios

© 2014 Basque Heritage Elkartea

Bera Bera 73
20009 Donostia / San Sebastián
Tel: (+34) 943 316170
Email: info@euskalkultura.com

jaurlaritza gipuzkoa bizkaia