Hemen zaude: Hasiera En el recuerdo Ramón Ignacio Arozarena Landa
Dokumentu Akzioak

Ramón Ignacio Arozarena Landa

2012/04/12

Buenos Aires, Argentina

Nos acercamos con tristeza para comunicarles que este jueves, 12 de abril, en la noche falleció nuestro querido Ramón Ignacio Arozarena Landa, nuestro querido Ramón que a lo largo de sus cien años nos legó tanto amor y trabajo por Euskal Herria y por las instituciones vascas, siendo directivo en FEVA, Centro Laurak Bat, Acción Vasca.

Será velado en O`Higgins 2842 (Ciudad de Buenos Aires) el sábado entre las 10 y las 13 y el domingo entre las 8 y las 9:30.

El entierro será el domingo a las 10:30 en Jardín de Paz.

Nuestro abrazo a Miren, Mikel y Ramón Javier y a todos/as sus familiares y amigos.

Goian bego.

FEVA

Oharra: Doluminak EuskalKultura.com egiten dugunon partez ere, Miren, Ramón, Mikel eta gainerako ahaide eta lagunak

DE ARIZKUN A ARGENTINA PASANDO POR VENEZUELA

I. Gorriti/Bilbao. Ramón Ignacio Arozarena Landa falleció el pasado jueves en Buenos Aires, capital de Argentina. El navarro, de cien años, fue autoridad de FEVA, CEVA, Acción Vasca (asociación creada en Buenos Aires en 1910 como filial del PNV) y del centro porteño de Laurak Bat. Su velatorio se ofició el sábado y el entierro al día siguiente en la ciudad suramericana.

Hijo de Juan Luis Arozarena y de Javiera Landa, ambos de Arizkun (Nafarroa), Ramón nació en Ilo-Ilo, Filipinas, el 31 de agosto de 1911. Sus primeros estudios los cursó en Lekarotz y los continuó en Saint Louis Villa Pia, en Baiona. Su siguiente destino fue Estados Unidos. En San Antonio de Texas completó la carrera de Farmacia.

El libro Abertzales en Argentina relata un curioso hecho de Arozarena. "El ataque a Pearl Harbour le llevó a querer incorporarse a las filas del ejército americano. Pasó bien todos los exámenes, pero fue dado de baja al descubrirse que Ramón era daltónico".

En aquellas fechas, el Laboratorio Park Davies ofertó plazas de trabajo para visitadores médicos que supieran castellano, con destino a Centro América. Arozarena no se lo pensó y viajó a diferentes países lo que le permitió conocer a cientos de vascos en la diáspora. Representó a la firma en Venezuela y llegó a gerente en la capital, Caracas.

"Mi padre era muy amigo de Don Lucio Aretxabaleta quien fuera delegado del Gobierno vasco en Venezuela. Tanto es así que mi padre fue padrino de bautismo y luego de boda (pues Lucio había fallecido en un terremoto) de su hija Miren Begoña", evoca su hija Miren.

En 1957, se trasladó a Argentina con el mismo cargo, donde trabajó hasta su jubilación. En uno de los viajes a su Arizkun natal contrajo matrimonio con María Ángeles Larregi y dieron al mundo a Jon (nacido en Caracas), Ramón Jabier (en Iruñea), Mikel Joseba y Miren Amaya (en Buenos Aires). "Todos ellos eran excelentes dantzaris", valoran los autores en el libro citado antes.

Estatutos en inglés

Ramón Arozarena fue vicepresidente de la Federación de Entidades Vascas de la Argentina FEVA entre 1969 y 1972 y secretario de la misma entre 1973 y 1978; secretario general de la Confederación de Entidades Vascas de América CEVA (1973 - 1977) y desde 1982 secretario de Acción Vasca de Argentina, donde comenzó su andadura en 1971. Fue él quien redactó los estatutos de la CEVA al inglés, confederación en la que tomó parte ya en 1957 cuando el 18 de mayo, según Abertzales en Argentina, fue designado "secretario de propaganda y de actas".

En 1972, tras reuniones en Bilbao, Baiona y Caracas, por sugerencia de Juan de Ajuriaguerra, se propuso a Arozarena como "secretario general y tesorero" de la CEVA.

El exdirector de Relaciones con las Colectividades Vascas entre 1986 y 2009 en el Gobierno vasco, Josu Legarreta lamentó ayer a DEIA el fallecimiento de este vasco centenario. "Conocí al matrimonio Arozarena el año 1987. Tuve el honor de saludarlos en casi todos los viajes que anualmente realicé a Argentina. Su abertzalismo y su actitud ante la vida, a pesar de algunos difíciles momentos que en alguna época tuvieron que atravesar, me impactaron profundamente. Difícilmente podré olvidar aquellas conversaciones", relata, y concluye con un: "Goian bego!".

(publicado el 18-04-2012 en el diario Deia)

bisita